6 de diciembre de 2011


Éramos como queríamos ser, éramos nosotros, sin mentiras, sin disimulos, sin inventos, sin nada que esconder, sin nada que fingir, sin miradas que se caen, sin vergüenza, sin palabras idiotas para rellenar silencios, que no había lugar para ellos. Nos entendíamos solo con una mirada, con un beso o un suspiro. Cuando nos aburríamos éramos como dos nenes, cuando lo necesitábamos, como dos adultos. Éramos felices, éramos celosos, éramos peleadores, éramos románticos, éramos insoportables mutuamente, y éramos totalmente tolerantes. Éramos como hermanos, éramos como amigos, éramos novios, pero éramos. Éramos como solo nosotros dos sabíamos ser cuando estábamos juntos, pero repito...
ÉRAMOS!